dimecres, 21 de gener de 2009

Cinefòrum. València CF 2 - Real Madrid CF 1 '91/92

·
La nit dels gols de Fernando i Robert

Fa ja 17 anys d'esta màgica nit. Tot ha canviat molt des d'aquells moments que, per a tota una generació, significaren una reivindicació, un desig de tornar, de trencar amb un cert passat.

Amb el pretext d'estes magnífiques imatgens Últimes vesprades a Mestalla proposa un exercici de memòria amb l'objectiu de replegar les impressions que aquella nit, una de les més emocionants de la història del vell Mestalla, deixà en els valencianistes i en la trajectòria posterior del club.




Últimes vesprades a Mestalla
Socis del València CF
·

16 comentaris:

Lobo ha dit...

Escribo antes de ver el vídeo porque recuerdo perfectísimamente de aquel partido, y cómo disfrutamos aquellos dos goles tardíos. Recuerdo a Robert salir como un loco con los brazos en cruz celebrando el 2º gol y la piña que formaron los jugadores, las caras de decepción de los madridistas...

Goles como aquellos no se olvidan.

Anònim ha dit...

Ví aquel partido en mi localidad de Sillas Gol Norte, donde se produjeron ambos goles, y los abrazos que nos dimos TODOS los que estabamos allí fueron indescriptibles, con conocidos y con desconocidos, saltando como posesos. Y recuerdo que al terminar el partido, estabamos todos extasiados, y me dió por mirar al suelo (menos mal) y ví mis llaves que me habían caido con tanta algarabía.

E inolvidable tambien cómo cantó los goles en C9 nuestro amigo Paco Lloret. No sé si el video lleva esa narración, pues no puedo escuchar el audio.

Gran noche.

Un saludo
Jose Miguel Lavarías

Anònim ha dit...

Hay mucha tela que cortar en este post. Me ha sorprendido mucho ver a Rommel Fernandez. No lo recordaba. Es bonito que pese a su fugaz paso por el VCF aparezca en este video.

Fue una semana dura. A apenas 700 metros de Mestalla mataron a Broseta muy pocos días antes del partido y si no me equivoco, ese viernes falleció en accidente de tráfico el arzobispo Roca. De ahí el minuto de silencio y el brazalete negro.

Hubo bengalas en el gol norte y rollos de papel en el gol gran (aunque aún no existía como grupo).

Nunca ví tanto entusiasmo en tribuna. Sólo se ve gente saltando e incluso subidos a la valla, algo impensable para los tribuneros.

Que marcaran Roberto y Fernando y que además lo hicieran en la portería de la épica es sólo un tributo más a la larga historia de Mestalla. En esa portería marcó Fernando su primer gol y en esa portería marcó Roberto sus goles más representativos, el segundo contra el Manchester que nadie vio (1982), el último en primera contra el Cadiz (1986) y el de su regreso contra el CSKA Sofia en el Naranja del 91. Ese segundo gol contra el madrid cerraba el círculo de una meritoria trayectoria en el club no siempre suficientemente valorada por lo que todos sabemos.

Y fue, como le pasó a De la casa en el España-malta, la noche de la voz quebrada de paco LLoret en directo. Sin duda, hay emociones que no se pueden esconder...

Si hubiera un hit-parade de noches gloriosas e históricas esta estaría por derecho propio entre las 5 primeras.

bar Torino (aún en Barcelona)

kawligas ha dit...

Recuerdo el partido y la traca final. Estaba cenando en casa de mi novia, una tortillita que me había hecho su madre. Salté como un loco, lo cual era arriesgado dado el lugar en el que me encontraba. Aunque mi futura familia política ya sabía de mis querencias futboleras y fueron indulgentes. Lo que me sorprende es que Rafa no recordara a Rommel.
Una noche memorable, como algunas más desde entonces...

Paco gisbert ha dit...

Bar Torino habla del gol de Roberto al Manchester United en Copa UEFA como "el que nadie vio". Efectivamente, mientras Roberto remataba, la policía y los hooligans del United se daban de hostias en la parte que da a la numerada de las sillas gol sur. Todo el público miraba hacia allá e incluso el reportaje de televisión española (la única entonces) sólo recogió el balón dentro de la portería del gol Norte.

Anònim ha dit...

Acabe de vore la remuntada al Sevilla i pose el Mac i em trobe amb este flashback memorable.

Quedàrem a casa d'un amic a vore el partit perquè són pare estava molt malaltet ja. De quan en quan ens sentia cridar sense saber massa bé qué passava. Ai.

Nosaltres també formàrem una melé al menjador de casa del meu amic per celebrar el segon gol i encara recorde que vaig sentir la suor de les samarretes mullades de Robert i Fernando.

Toni.

josep andreu ha dit...

Eixe partit va ser el primer València - Madrid que vaig vore en directe, encara no tenia passe i les entrades ens les va aconseguir un amic de la carrera que treballava a taquilles. Estavem a la general nord. Recorde perfectament el final del partit, el Madrid guanyant com sempre amb l'ajuda dels qui ja sabem, i de sobte l'empat i a l'instant ¡¡¡¡GOOOOOLLLLLLLLL!!! i la bogeria, la gent rodolant per la graderia, abraços amb desconeguts, recorde que els quatre que anaven junts apareguerem cadascu per un costat. I a l'eixida els cantics l'eufòria i l'alegria d'haver tornat entre els grans.
Desgraciadament, la jornada següent tornarem a la crua realitat, i al final...la UEFA.

Josep Bosch

Anònim ha dit...

otra noche histórica la de hoy. Aún no he visto nada. Ni un solo bar, el hotel sin la sexta...

Estaba en las ramblas...sacudiéndome el gafe de Montjuic.

bar Torino

Neófito ha dit...

Yo vi el partido en casa, por cuestiones monetarias y de edad no tenía aún pase. Me acuerdo de que al Real Madrid le cayó ese día una lluvia de naranjas y que ello propició que acabáramos jugando a posteriori contra Osasuna en Castalia (escandaloso 1-2). Por otro lado, además de Rommel Fernández, creo que Nando también salió como revulsivo en el segundo tiempo. La cascada de rollos de papel es posible que fuera la primera que se vio en nuestra Liga.
Por lo demás, difícilmente puede haber más felicidad concentrada en un partido para un niño valencianista de entonces nueve años.

abiyu ha dit...

Vi ese partido en mi casa, en Zamora y mi madre (que sigue al Valencia ahora desde el cielo) pensó que me iba a dar un ataque después del gol de Robert!
Al día siguiente regresaba al Colegio mayor en Salamanca donde residíamos 115 estudiantes (unos 90 del Real Madrid, 20 del Barça y del Valencia sólo yo). Lo primero que hice al llegar fue poner en la puerta de mi habitación la Bandera del Valencia y allí se mantuvo el resto de los años que residí en aquel Colegio.

Anònim ha dit...

La remontada de anoche contra el Sevilla es un buen homenaje a esa noche de hace 17 años...

Ha habido muchas remontadas, pero como aquella contra el Real Madrid, tan intensa, ninguna. La recuerdo como un estallido de euforia más grande que los últimos dos títulos de liga. Yo tenía 13 años, vi el partido en casa. Creo que fue la primera vez que vi ganar al Real Madrid en Mestalla. Como bien dice la introducción de este post, fue una reivindicación, el deseo de volver tras haber dejado atrás, por fin, los años más jodidos de la historia del club. Lo celebré junto a familiares y amigos, todos a gritos, absolutamente enloquecidos, llorando...

Aquella victoria es un justo homenaje también para toda aquella generación de futbolistas, a los que, después de levantar al VCF y devolverlo a la élite, se tachó de "conformistas", de no dar el salto definitivo a la lucha por la liga, en la que siempre quedábamos descartados hacia el mes de febrero/marzo. Tal vez diera esa impresión, no lo sé. Pero ese habría sido un equipo que le tocó padecer el dominio de dos quintas, la del Buitre y la del Dream Team y que con el formato actual, habría sido un habitual de la Liga de Campeones, competición a la que llegamos a dos finales tras quedar cuartos y terceros en la última jornada y de rebote.

V. Chilet

Anònim ha dit...

Neofito, te matizo.

La primera cascada de rollos fue en el de la 89-90.

El partido que generó la suspensión fue el de copa, jugado un mes después. 2-1 en madrid y 0-0 en mestalla. Urio Velazquez.

bar Torino

Anònim ha dit...

Se me ha puesto la carne de gallina recordando aquel partido. aquel partido lo vivi con mi padre en sillas gol norte, y me acordare siempre por la felicidad con la q acudi el lunes al colegio, y poder burlarme de mi clase plagadas de madridistas.
Por cierto, Bar Torino, en esa epoca en el fondo sur se encontraban los lubo´s, q ya se habian cambiando del lateral del fondo norte

Joan

pd:noches como la del 92 o la del miercoles, reafirman la epica de Mestalla

Anònim ha dit...

No, aún no.

El cambio de los lubos al gol gran fue en 1994. En ese partido de 1992 contra el madrid lo que hubo fue un acto particular de 3 tarados que compraron de su bolsillo 700 rollos de papel y un tambor para animar al VCF desde el fondo sur. Sin nombre ni pancarta. Por amor al arte.

bar Torino

Anònim ha dit...
Un administrador del blog ha eliminat aquest comentari.
Alfred ha dit...

Noche inolvidable, que yo celebré con otros miles bailando y haciendo el borinot en la Avenida Suecia durante un buen rato. El club llevaba ya varios lustros sin dar apenas alegrías y ganarle al Madrid de esa manera representó un subidón tremendo.

Que tiempos. Era más bonito ser pobre.......